domingo, 14 de septiembre de 2014

Bienvenido invierno


¡Viva el invierno!


Si señoras y señores habéis oído bien. Viva el invierno.

Hoy voy a confesaros una cosa…odio el verano. Enserio, es con diferencia la época que menos me gusta del año.

Sobre todo por trabajo, es con diferencia cuando más trabajo. Prácticamente no paro en casa, hace mucho calor y hay gente en todos los sitios.

No os voy a mentir chicos. No soporto el calor.
Cualquier tarea por pequeña que sea con calor es un suplicio. Lo único bueno del verano es la playa. Adoro nadar, pero enserio, no me compensa. No mientras existan las piscinas. Jajajaja.


Pero bueno, basta de quejarse.
Porque por fin llega el otoño y con él la calma, la paz y lo más importante, MI TIEMPO LIBRE.
Vuelvo a disponer de largos fines de semana, de viernes por la tarde a lunes por la mañana. Días para dedicarme a los míos, ir de compras y disfrutar de tardes leyendo con un capuchino. Siiiiiiiiiii. No puedo esperar.
Por fin la ciudad vuelve a su ritmo habitual, se sacan las mantitas para el sofá, se puede pasear por la calle con esa brisa fresca tan refrescante a cualquier hora y la lluvia se convierte otra vez en la banda sonora perfecta para irse a dormir.

Para que os hagáis una idea me gusta tanto el frío que en mi trabajo, he pedido no tener vacaciones en verano nunca. Seis años llevo ya así y encantada de la vida.
Solo voy de vacaciones cuando hace frio. ¿Qué puedo decir? Me va el esquimal style. Eso sin contar que, con el frío, llegan dos de mis fiestas favoritas, Halloween y Navidad.
Bueno la verdad es que irse de vacaciones fuera de temporada tiene cientos de ventajas, las dos más importante son que no hay aglomeraciones y sale super bien de precio. ¿Lo veis? Son todo ventajas.

No hay duda mis amores….Adoro el invierno.
¡¡¡¡Bienvenido frío!!!! Te estaba esperando.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario